¿Cómo limpiar el cepillo de dientes?

Todos sabemos que hay que cambiar de cepillo de dientes cada tres meses, que debemos enjuagarlo después de usarlo, dejar que se seque al aire libre, no compartirlo con nadie ni dejar que entre en contacto con el de otra persona, pero ¿es esto suficiente? Hay que tener en cuenta que lo dejamos en una de las zonas con más bacterias y humedad de la casa, así que tenemos que realizar una limpieza extra.

Leer más

Carillas dentales, el gran secreto de los famosos

Sonrisas perfectamente alineadas y deslumbrantes. Esto es la tónica en cualquier alfombra roja, sesión de fotos con modelos y actores o evento de alto copete social, pero ¿son todas esas sonrisas producto de la fortuna genética o hay truco? Nosotros confirmamos tus sospechas, descontando a unos muy pocos afortunados, esas sonrisas son el producto de un tratamiento: las carillas dentales.

Leer más

¿Cómo limpiar los brackets correctamente?

Una buena higiene bucal es esencial para tener una sonrisa sana mientras llevamos brackets. Estos, que van fijos sobre los dientes, adheridos con un pegamento especial, requieren unos cuidados específicos para limpiarlos correctamente, ya que se almacena más placa y restos de comida cuando los llevamos.

Cuando nos los colocan, puede que la encía se inflame y sangre un poco. Con el paso de los días, la boca se acostumbra a las molestias, pero tendremos que adoptar nuevas técnicas de cepillado e higiene bucal. Estas conforman la rutina diaria:

  • Inclinar el cepillo 45º.
  • Insistir en la limpieza de la zona que va desde el bracket hasta la encía (esto requiere un poco de paciencia hasta pillar el truquillo).
  • Utilizar cepillos interdentales para limpiar esas zonas más difíciles de acceder.
  • Cambiar el cepillo más a menudo, ya que el roce con los brackets lo desgasta más rápido. Truco: si tienes un cepillo eléctrico, existen cabezales especiales para limpiar los brackets.

Durante el cepillado, tenemos que realizar suaves movimientos circulares alrededor de los brackets y las bandas y, como hemos dicho, prestando una atención especial a las encías. Después, limpiaremos las caras externas e internas de cada diente y sin olvidarnos de cepillar la lengua.

¿Podemos hacer algo más para completar la limpieza de los brackets?

La verdad es que podemos conseguir una limpieza más profunda usando otros elementos. Por ejemplo, la seda dental y el irrigador.

La seda dental nos ayudará a retirar mejor los restos de comida y placa de los brackets y mejor si elegimos una que esté un poco encerada para que se uso sea más sencillo. Tendremos que pasar el hilo entre los dientes con cuidado y, una vez seguros de que no quedan restos, enjuagaremos muy bien la boca con agua.

Finalmente, si el dentista así lo decide, podemos usar un irrigador dental. Sus chorros a presión unidos a los cepillos interdentales, son los elementos que nos permitirán llegar mejor a la zonas menos accesibles.

Si quieres saber más sobre los brackets y su limpieza y mantenimiento ¡no dudes en ponerte en contacto con nosotros!

¿Cómo afecta el estrés a nuestra boca?

El estrés es algo de lo que casi nadie se escapa a lo largo de la vida. Vivimos muy deprisa y acabamos recargando nuestros cuerpos y cerebros con tareas y problemas que queremos que se resuelvan con celeridad. Esta presión se traduce en ataques de ansiedad, taquicardias, insomnio, atracones o falta de apetito, dermatitis, etc. pero también afecta a nuestra salud bucal.

Leer más

¿Cuáles son las ventajas de las prótesis dentales fijas?

La ausencia de piezas dentales no solo es un problema estético, sino que también lo es para la salud bucodental y en el día a día. Su falta puede provocar la movilidad de otros dientes, problemas en el hueso y en las encías. Por no hablar de que puede causar caries en los dientes cercanos al hueco, provocar dificultades en el habla y en la masticación.

Leer más