¿Qué tipos de ortodoncia existen?

¿Qué tipos de ortodoncia existen?

Todos soñamos con tener una sonrisa perfecta y, para algunos, esto solo es posible a través de la ortodoncia. Es más, en ocasiones la ortodoncia es la solución para mejorar o prevenir enfermedades.

Corregir las malposiciones dentales consigue mejorar la masticación, permite una mejor higiene previniendo la caries, mejora el perfil dándonos una mejor apariencia, previene enfermedades da las encías y desgastes dentales y, sobretodo, mejora nuestra autoestima al lograr esa sonrisa perfecta tan deseada.

Existen distintos tipos de ortodoncia que varían dependiendo del diagnóstico y necesidades que tengamos. Eso sí, en manos profesionales, todas logran un resultado perfecto.

La ortodoncia interceptiva se realiza en niños cuando todavía tienen los dientes de leche o mixtos. Es una ortodoncia preventiva, indicada cuando se ven alteraciones incipientes en el contacto de los dientes inferiores y superiores.

La ortodoncia correctiva se realiza cuando ya tenemos algún tipo de alteración establecida y se realiza en edad juvenil ¡y adulta! Para estos tratamientos existen diferentes tipos de ortodoncias correctivas con aparatos removibles o fijos.

  • Los aparatos removibles son aquellos que nos podemos poner y quitar nosotros mismos el tratamiento consiste en aplicar presiones controladas sobre los dientes que se deseen mover. Este tratamiento está indicado para la expansión de maxilares, corregir mordidas cruzadas y para apiñamientos leves.

  • Los aparatos fijos. Los conocidos como brackets son la suma de bandas, brackets, tubos, ligaduras y arcos que, una vez colocados, transmiten las fuerzas necesarias para realizar la corrección. Existen diferentes tipos: los metálicos que son los más comunes; los de zafiro, que son transparentes y ofrecen una mejor estética sin perder efectividad; de porcelana, que tienen un color similar al del diente; los bracetes linguales o incógnito, que se colocan en la parte interior del diente y, por último, los brackets de autoligado o sistema Diamond, que ahorran tiempo y logran crear más espacios para alinear los dientes.

  • Invisaling. Se trata de la ortodoncia más estética y cómoda, puesto que son fundas invisibles totalmente personalizadas. Se cambian cada 2 semanas y nos las podemos quitar para comer y cepillar los dientes. Además, no interfieren para nada con nuestro ritmo y estilo de vida.

Para saber cuál es la mejor solución para tu caso, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y juntos, diseñaremos tu sonrisa perfecta porque ¡nos encanta verte sonreír!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *